Avilés Hurtado logró un golazo de chilena frente al Cruz Azul. Ahora a encarar la semifinal de Concacaf. (Foto de Joaquín Jiménez/Rayados).
César Montes había puesto el 2-0 sobre Cruz Azul que reaccionó y el sábado, bajo intensa lluvia y amargura local, le empataron a Rayados en la jornada 12 de la Liga Mx. Ahora este jueves a recibir al Sporting de Kansas City en el BBVA Bancomer. Foto de Joaquín Jiménes/Rayados).

COLUMNA ESPIRITU DEPORTIVO

TIGRES Y RAYADOS, A BUSCAR LA VICTORIA EN CONCACAF

Por: Felipe Guerra García   

(Foto de portada Liga Mx, foto interior Rayados)                                            Después de la remojada por reclamos a Tigres debido a la derrota y a Rayados que se les fue la victoria, ambos equipos tendrán un breve respiro en la Liga Mx.

Inician la semifinal de Concacaf, los felinos el miércoles reciben en su cueva al peligroso Santos y el jueves Rayados, en Guadalupe reciben al Sporting de Kansas City.

Pero la raza no olvida lo mal que les fue a sus equipos el fin de semana en la Liga Mx.

Si en cuestión de clima se dice que febrero loco, marzo otro poco, justo es  lo que les tocó a Tigres de visita en el Azteca y a Rayados en su casa de Guadalupe. Un sábado de locura en sus respectivos compromisos de la Liga Mx.

Los felinos de Tuca Ferreti fueron al nido de las águilas con ánimo de sacar por lo menos el empate,  pero el América los humilló con goleada de 3-0, ni las zarpas metieron; vaya,  no les alcanzó tan siquiera para dar un rasguño.

La escuadra de Miguel Herrera tuvo en Bruno Valdez, Víctor Aguilera y Nicolás Benedetti a los artilleros para el 3-0, concretados en los minutos 5, 68 y 88 respectivamente; la primera y tercera anotación en labor de equipo y el segundo gol de tiro directo, que la barrera de Tigres trató defender por aire, lo que a ras de pasto les disparó Aguilera, fácil gol sin estorbos.

Tigres no tuvo capacidad para anotar, pero desde el delantero hasta Nahuel  Guzmán,  el equipo en general  estuvo prácticamente indefenso.

TUCA SIN DRAMAS

Del resultado, Ricardo Ferreti no se anduvo con excusas ni pretextos, “nosotros perdimos un partido y no voy a hacer un drama, ni me voy a ahogar en un vaso medio lleno”.

Ante lo evidente por el 3-0 reconoció que “no jugamos bien, perdimos y punto. No veo nada más, ni nada menos que esto.

“Nos duele mucho la derrota, pero hasta ahí. Lo que vamos del campeonato, vamos en forma adecuada, tuvimos un tropiezo que no esperábamos, creo porque no hicimos bien las cosas” mencionó.

Ferreti no se escuda tampoco en el término de si la derrota llega a tiempo, “siempre se utiliza este término para excusar ciertas cosas, porque mencionan que es una derrota a tiempo por lo que nosotros vamos a enfrentar en media  semana (la semifinal de Concacaf).

“Las derrotas, para mí, nunca son a tiempo, son derrotas sencillamente. Lo que sí estoy de acuerdo  hay que hacer un análisis, saber por qué se perdió, aceptar que se perdió y dentro de todo lo que sucedió, buscar no suceda el próximo partido”.

También está el caso de los recesos por la fecha FIFA, Tuca asegura que “sería muy sencillo excusarme en la fecha FIFA, fue para todos y algunos equipos  ganan y otros pierden, no veo que haya afectado en nada”.

 LLOVIO ABUCHEO A RAYADOS

Lo desesperante, en un partido pasado por agua de principio a fin por pertinaz lluvia, de celebrar con estruendoso júbilo el 2-0 del Monterrey, con mejor futbol se creía tenían la victoria.

Golazo de chilena de Avilés Hurtado al minuto 44, ovacionado por más de 40 mil aficionados como nunca y el remate de cabeza de César  Montes para el segundo gol en el minuto 48, parecía sería la realidad.

Pero Cruz Azul  se los sacó del bolsillo con el empate.

 Tuvo la virtud de recuperar el balón, construir ofensivas ante un Rayados que comenzó a replegar sus filas.

 Caraglio, con gol en el 78´alentó la esperanza de los cementeros al acortar la distancia 2-1, se volcaron sobre el arco defendido por Barovero y al minuto del tiempo de compensación Igor Lichnovsky logró el empate a 2 goles con sabor a victoria.

Para los de casa pareció derrota,  la afición soltó de su ronco pecho estruendoso abucheo.

 En el mismo partido reacciones encontradas: estruendoso jubilo y luego reproche extremo, nada perdonan.

Ahora está la semifinal de Concacaf, no vayan a fallar. La Gente quiere otro histórico clásico regio ahora en la final de Cocachampions.